miércoles, mayo 03, 2006

A PLATAFORMA Y A ALFONSO. SOLO PORQUE ME DESPERTARON. GRACIAS.

Explicación: ayer en el blo de la MOMA, hablé de que no fuéramos a votar y eso dio pie a una interesante polémica. Aquí el final de mi respuesta.
Plataforma: lamento bajarte de tu estado optimista (yo he estado ahí, sé que es agradable), ninguna de las opciones de esta contienda electoral vale la pena. Porque los que quizás no sientan dentro de sí la indetenible sed de lucro y la corrupción correr libres por sus venas, van con buenas intenciones pero el sistema está tan podrido y los dominicanos llevamos la impunidad en la frente, que lo más que van a sacar esos quijotescos funcionarios es un trauma mayúsculo. Y, Alfonso, todos son iguales, aquí como en la humanidad misma, los colores no los diferencian en nada. ¿Cómo llegó Faraonel ahí? Votando por él porque era menos malo que el anterior (aunque then again, cualquiera era menos malo), pero eso no es suficiente para ser Pesidente; así mismo llegó el Director de Amet (que gracias a Dios no sé como se llama) que esta mañana detuvo la Camino Chiquito –y su acostumbrado tapón- porque El no podía esperar en un semáforo, y los demás, claro, no teníamos que llegar a ninguna parte. Pero no es por ese incidente minúsculo que me expreso así. Nooo. Es la descarada falta de respeto. Total e impune. La abstención es una forma de protesta, para que recapaciten, para demostrar que así no podemos seguir. Duarte decía que la política era una de las más puras disciplinas, porque es la encargada de velar, legislar y proteger el bienestar común…. ¿Creen ustedes que eso es lo que ellos están haciendo? No. Yo ejercitaré la abstención hasta que exista un cambio. Sé que estoy asumiendo un compromiso porque mis deberes como ciudadana he de asumirlos más fervientemente de otra forma. Pero mi dedo no verá más esa asquerosa tinta roja. He dicho.

9 comentarios:

Mariel dijo...

Desde que se me permite hacer fila y elegir a quien quiero que me gobierne, nunca he faltado, esta es a la primera eleccion que pienso faltar. No tan solo por todo lo que gitti acaba de explicar increiblemente bien en su post, si no también porque el cansancio se apodera de mi cuerpo y cada vez más me convenzo de que no quiero, no puedo y no debo votar por ninguno de esos corruptos que no sirven para nada. Si tengo muchas naranjas podridas, lo que simplemente hago es no comer nada.

lamismamoma dijo...

estoy 300% de acuerdo
te pongo un ejemplo: si yo voy a un restaurant y no me gusta nada de loq ue hay en el menú, prefiero acostarme con hambre aunque me encojone sobre manera. quizas mañana haya algo decente para desayuno
incluso, deberiamos no votar, ta cool, pero vamos a juntarnos todos en un sitio donde sea visible que no votamos

Anabelle dijo...

yo tengo una campaña encendía desde hace tiempo, pero yo voy y voto, pero lo hago nulo, primera vez que lo digo en público, esta vez ni pienso levantarme a votar.

lagitti dijo...

Anabelle, lo que quizás no sabes es que esos votos "nulos" se usan para sumárselos al que le hagan falta... al mejor postor baby!

Marino Bonilla dijo...

le parto la madre al que me despierte ese día con tal asquerosa idea.

Eigna dijo...

Yo lo que quiero saber es ¿por quién?, ¿como sé cual es cual cuando llegue allá en caso de escoger uno? ¿se puede? ni aunque fueran todos buenos, qué confusión andar por la ciudad con todos estas nuevas caras de nuevos corruptos que se quieren hacer nuevos ricos. ¿Quienes son esa gente? ahora no son tres para escoger, son setepotoscientos, (ahí perdí la cuenta) pero ya no quiero ni salir a la calle, doblando cualquier esquina hay uno nuevo. Todo ese dinero en impresión en vallas en volantes... tantos niños de la calle que no comen. Promesas de limpiar la ciudad y el mismo candidato ensuciándola con la campaña. Ni hablemos de los anuncios de televisión. ¿Seré yo la desubicada?

plataforma dijo...

La abstención consciente es una posición política ante una oferta electoral que no satisface las expectativas de un potencial elector que prefiere ausentarse del sufragio que por derecho y deber le corresponde, el sistema no le da oportunidad a ese potencial elector para evitar que quienes impulsan a esos malos politicos desde los partidos sean bloqueados y puede ser que queden pomposamente electos debido a los recursos materiales de sus maquinarias electorales. Es un error meter a todos en el mismo saco y estimatizar a los ciudadanos en sentido general como incapaces de sustentar una postura honorable y ética o proclives a ceder a tentaciones espúreas.
La abstención consciente implica asumir un rol de ataque a quienes usurpan el Estado cuando se ilegitiman con sus acciones para expulsarlos de las instituciones donde se insertan, que vias utilizar para eso, la simple abstención? presumo que así no se resuelve nada. Debe crearse una figura jurídica que permita al pueblo expresarse para revocar a cualquier funcionario político electo o nombrado en una función pública que no cumpla con sus funciones y ubicar a aquellos que reunan las condiciones para el cabal desempeño de sus funciones, repito sustituir a los que se ilegitiman o son ineficientes con sus acciones. Abstenerse pura y simplemente sin ofrecer alternativas es ser indiferentes en cualquier sistema.

lagitti dijo...

Por eso digo, que nuestras obligaciones como ciudadanos se acrecentan y deben convertirse en posiciones activas... qué hacer, cómo protestar, cómo expresar ese repudio a la actual situación política? Pero verbigracia per se no es, eso lo sé, Yatabueno inició un movimiento con buenos augurios pero sus integrantes están en otra cosa... qué propones tú?

BESTIARIO dijo...

Tampoco perdí mi tiempo depositando mi voto por esos sinverguenzas, y aunque estoy conciente que hay unos mucho peores que otros, no me parecía que la diferencia fuera tan grandecomo para malgastar ese día. Quizás Saramago tenga razón y deberíamos votar en blanco, masivamente, para que sepan que no creemos en esta podrida democracia ni en los falsos líderes que dicen representarla. Eso de reunirnos y protestar no es mala idea.